No te permito hablar de puntos y seguido, o puntos y aparte. Nada que implique cualquier pausa de más de dos segundos contigo.

Te permito unos puntos suspensivos, de interrupción, de que me he liado a besarte y se me ha olvidado lo que te estaba diciendo.

Te permito dos puntos, de que me voy a poner a decir todo lo que me gusta de ti.

O comas.

Sí, mejor comas.

Porque en cuanto te descuides,

te

voy

a

comer

entera.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s